miércoles, 29 de septiembre de 2010

LOS JUEVES UN RELATO: MENTIRAS PIADOSAS




Yo le mentía siempre. Si me lo preguntaba o me lo sugería, siempre le mentía.
Me miraba a los ojos inquisidora, triste, rogándome la mentira, en esa maraña de sentimientos en que se había convertido, ya casi no siendo ella, pero queriendo permanecer como si lo fuera.
Yo le seguí mintiendo hasta el último minuto en que con absoluta consciencia nos miramos a los ojos y antes de dar el paso final, me lo preguntó.
Le mentí siempre porque sabía que ella quería que así lo hiciera,que riera con ella e hiciese planes para un futuro interminable, juntas, amigas, queridas,compañeras.
Y con mi mentira, se durmió para siempre.
En lo que nunca le mentí es que la quería con todo mi corazón.

16 comentarios:

Mariela Torres dijo...

Las mentiras no son malas si están cuidando a la otra persona, y no pueden hacer mal ni dañar a nadie.

Besos.

Primavera dijo...

Esas mentiras son piadosas se hacen por una necesidad vital de ayudar a la otra persona....
Me gusto como planteastes el relato de este jueves.
Primavera

mar dijo...

Uf! Que duro Cas
Esas mentiras son realmente necesarias en algunos momentos, yo también he mentido en un caso así, pero sabes, creo que se dan cuenta de que lo hacemos y nos lo agradecen aunque en sus ojos veamos tristeza.
Me voy pensativa
Un beso de Mar

yonky dijo...

Conmovedora histotia
Hay mentiras que por complicidad mutua nos roba alegria,y otras,con las que ni se nos ocurre jugar por el compromiso que implican.

cariñitos

Any dijo...

Y es que hay momentos en que no queda mas que hacer, mentir, proyectar un futuro que sabemos no existe. Y ayudar al otro a partir sin miedo, un poco menos solo.
Triste pero pasa.
un beso

Verónica Marsá dijo...

Alentar a alguien a quien quieres es importante mientras el amado o amada lo necesita para sobrevivir. Ya llegará en momento en que, calmadamente, se le cuente la "verdad". Besito.

SUSANA dijo...

A veces la Verdad, tiene más de Crueldad que de verdad. Mentir piadosamente también es un gesto de cariño.

Un fuerte Abrazo, Cas!

Ardilla Roja dijo...

Eso ya no es una mentira, si no un tremendo acto de amor. Ha de ser horrible pasar por algo así.

Un beso

Liduvina dijo...

Me hizo acordar al tema de Sabina

"Y así fue como aprendí que en historias de dos conviene a veces mentir
que ciertos engaños son narcóticos contra el mal de amor."

Neogeminis dijo...

Una terrible historia que demuestra que a veces se pueden (y deben) justificar ciertas mentiras.


Un abrazo.

Natàlia Senmartí Tarragó dijo...

Le mintió, hasta que se durmió para siempre, con la certeza de que la quiso verdaderamente.
Esa es la verdad importante.
Bsito conmovido por esta historia intensa de dos personas, complicado e injusto juzgar, hay que vivirlo.

alfredo dijo...

Dura realidad, con una verdad absoluta de fondo.
Las mentiras consentidas, pinceladas de un presente que sólo colorean un horizonte previsible en un inmenso Océano de Amor.

Enternecedor

Besos

CAS dijo...

EN HONOR A LA VERDAD:
Con mucho cariño DE VERDAD, agradezco que hayan leído lo que escribí.
Puedo no ser original en mi explicación, pero estos días, son especiales y no precisamente
de los más optimistas. Lucho porque no sea así, pero creo que también uno debe
permitirse dejarse llevar por el desánimo para luego retomar carrera y seguir con impulso
hacia arriba, que es hacia el único norte por el que nuestro espíritu debe guiarse.
Desde mi cuenta se han disparado invitaciones para una actividad en internet en la que no
tengo pensado ocuparme por el momento, anque agradezco la aceptación que he tenido
de Uds.,saben como es el sistema de redes sociales, que nos engañan, hablando de mentiras,
de que somos amigos por el solo hecho de tener una cuenta abierta cuando el otro coparticipante
ni siquiera está en conocimiento de nuestra existencia, eso no quiere decir que no los acepto
como amigos,porque ya cuento con eso, pero me parece muy pesado enviar más invitaciones y bombardearlos
con mensajes de lo que no soy remitente voluntaria y por ello pido disculpas.

Los iré visitando porque me encanta estar en contacto con Uds. pero bueno, por ahora, escribo y escribo
que es una buena forma de canalizar nuestras ansiedad y preocupciones, Verdad?

un abrazo enorme a cada uno y mi cariño sincero.

Pepe dijo...

Hay ocasiones en que las mentiras encierran una gran verdad. La verdad de un amor inmenso que nos obliga a aligerar el peso de una enfermedad o de una pena, con una mentira piadosa.
Hermosa forma de mentir.
Un abrazo.

gustavo dijo...

cass de mis entrelelas, como mya me lo leiste, como ya se de que va esta histria...solo decirte que ...
una lagrima sale de mi¡¡
medio beso.

maria jose moreno dijo...

Me gusta estar a tu lado. No es una mentira
Besos